Saltar al contenido principal

Presidente Lenín Moreno inauguró el hospital más grande de Quito

Presidente Lenín Moreno inaugura el hospital más grande de Quito

Quito, (Pichincha) –  El presidente de la República, Lenín Moreno, inauguró el martes en Quito el Hospital “Quito Sur”, una obra que demandó una inversión de USD 200 millones y beneficiará a más de 1,2 millones de personas al descongestionar la atención que brindan en la urbe las casas de salud del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS). “Tenía que ser una casa de salud acorde a su enorme población. Por eso, nos llena de alegría entregar hoy el Hospital del IESS, ‘Quito Sur’, el más grande de la ciudad y sin duda el más moderno del país”, afirmó Moreno.

La infraestructura se ubica en el sur de Quito, en las calles Moraspungo y Pinllopata, en una superficie de cerca de 31.000 metros cuadrados sobre la que se alzan el complejo médico de cinco torres, con 10 pisos cada una (un total de 83.000 metros cuadrados de construcción). El Primer Mandatario felicitó la eficiencia en la construcción de la obra que tomó 12 meses, mucho menos del tiempo previsto en términos contractuales. “Esta inversión de alrededor de USD 200 millones, que se traduce en un gran ahorro para el pueblo ecuatoriano. Sin obras complementarias, sin demoras, muchas veces ocasionadas por maniqueos y mañosos contratos como los casi 600 que hemos heredado del gobierno anterior”, subrayó el Primer Mandatario.

“Acá eso no ocurre, acá las obras se hacen con honestidad, con transparencia, rápido y sin obras complementarias”, agregó.

Alrededor de 1.400 profesionales de la salud y 400 funcionarios facilitarán atención médica en 33 especialidades que brinda el complejo. Cuenta además con la disponibilidad de 450 camas (370 para hospitalización y 80 para emergencias y consulta externa), 14 quirófanos multifuncionales con equipos de rayos x incorporados, un área de imagenología integrada con más de 20 equipos con tecnología de punta, otra para cuidados intensivos con capacidad de 46 puestos (10 pediátricos, 18 para neonatos e igual número para adultos) y una sala de hemodiálisis con 35 puestos en los que se incluye espacios de aislamiento para casos especiales.

Moreno destacó que la obra permitirá al Estado ahorrar en montos destinados a pagar a clínicas privadas. “En el primer año de año de utilización del hospital dejaremos de pagar USD 37 millones a clínicas privadas que dan 300.000 atenciones a los afiliados del IESS. Ese dinero con toda seguridad se invertirá en mejorar la calidad de vida de todos los afiliados”.

 La construcción del hospital estuvo a cargo del consorcio conformado por la empresa ecuatoriana Semaica, el Grupo Puentes de España y China Railway First Group. La contratación de la obra incluye también el mantenimiento del equipamiento médico durante cinco años.